jueves, 12 de enero de 2017

LA BIBLIOTECA DE NOCHE

Una de las ventajas de las muñecas articuladas es que son más fáciles de colocar por la casa. Al poder sentarse, se pueden ubicar estratégicamente en estanterías, por ejemplo, que no tengan altura suficiente para que quepan muñecas de 40 cm de pie, por ejemplo. como sería necesario para Nancy. Eso es muy iportante para mí, que tengo poco sitio para ellas y sin embargo muchas librerías por toda la casa.

Mis Ellowyne están colocadas en la biblioteca de mi dormitorio. A ellas les gustan los libros y así además de leerlos me los cuidan. Que sí, que pasan el plumero y todo, y los airean una vez al año, y me los ordenan alfabeticamente. En esas fotos, falta Rosana, que aún no había llegado a casa, pero que ya es la bibliotecaria más entusiasta de todas.




6 comentarios:

  1. veo que tus niñas son muy lectoras. eso está genial. me encantan todas, especialmente la de las piernas cruzadas con los leotardos de rayas.

    ResponderEliminar
  2. Hola Chema, ésa de las piernas cruzadas es Prudence, a ver si le dedico una entraa. Es muy estilosa ella y además la más intelectual y seria. Manda un poco sobre las otras, tiene madera de profesora ;-)

    ResponderEliminar
  3. Y es que vengo a verte y me encuentro el enlace al post desapercibido...
    Ahora sí le veo más el parecido a Rosana, por lo de bibliotecaria principalmente.
    Es una gozada enseñar a las muñecas a limpiar el polvo y adornar alfabéticamente los libros. Bien hecho!!
    Y hablando de polvo y libros (y porque jamás me he podido resistir a cotillear en una biblioteca), tienes un libro que se llama "Polvo de septiembre"??? Qué título tan curioso!
    Te ha faltado foto exclusiva a la rubita.
    Y es genial que doblen las rodillas y se puedan sentar. Las muñecas de mi biblioteca son todas unas envaradas... pero taaaan lindas!!!
    Besos, guapetona,
    Rosana (la silvestre)

    ResponderEliminar
  4. Ay, tus bibliotecarias sí que son lindas, y no envaradas, si no muy exquisitas y están siempre en buena postura para que no se les estropee la espalda y luzcan divinos los vestidos que les haces.

    La rubita no tiene foto propia porque estaba cansada después de la sesión de la entrada anterior de la que es absoluta protagonista.

    Y qué frío está haciendo, nos espera un fin de semana de mucha lectura!

    ResponderEliminar
  5. Que gusto da ver a tus bibliotecarias tan bien instaladas!
    Yo también quiero que mis niñas me ordenen los libros y les quiten el polvo. Y de paso que me frieguen el suelo y me laven los platos...ejem, ejem, creo que me estoy pasando jajajajaj
    En fin, bromas a un lado la presencia de las muñecas en la librería es un placer para la vista. Nada tan maravilloso como una casa llena de libros y muñecas.
    Más besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también intento que me ayuden un poco más, pero no cuela, jejeje...

      Eliminar